miércoles, 24 de febrero de 2010

El cuerpo humano a través del tiempo II

El siglo XVII: Descartes: el cuerpo-máquina, la primera generación

Es con siglo XVII que se coloca la concepción mecanicista moderna del cuerpo humano y se debe mucho al pensamiento del filósofo francés René Descartes. En sus obras mayores (Meditaciones metafísicas, Tratado sobre el hombre), ve en efecto el cuerpo como una máquina pura, un autómata.
El establece un nuevo dualismo. Descartes, separa al hombre en una " sustancia pensante " y una " sustancia extensa ", deve, a la influencia de los cirujanos del Renacimiento , el primer fundamento de una ciencia de la naturaleza. La apertura de los cadáveres, después de haber vaciado el cuerpo de sus misterios, llama un modelo, una representación, que Descartes expresa así: " toda esta maquinaria compuesta de hueso y de carne tal como ella aparece en un cadáver " (III meditación).
Las ideas del filósofo francés tendrán una posteridad fecunda. Abrirán una vía a muchos otros modelos mecánicos en el conocimiento de los seres vivos. En el curso de los siglos venideros, legitimarán la racionalización y el instrumentalisation del cuerpo del hombre - pues el del deportista.
La filosofía de Descartes también abría la vía a una aplicación de las matemáticas al estudio del movimiento del cuerpo .

El siglo XVIII

El siglo de las Luces es por supuesto el de la Razón. Es también el de la Naturaleza, pero nos equivocariamos de creer que el naturalismo de la época es la sumisión simple a los instintos dichos "naturalezas". Se trata de plegarse más bien a las leyes de la naturaleza en tanto como la razón, la ciencia nos las revelan.
La educación del cuerpo pregonizada por los médicos de este siglo pretenderá pues, ser controlada por la razón, una naturaleza salvaje e imprevisible. Las personas seran cuidadosas de alcanzar o de conservar la salud.
Rousseau, en El Emilio, será el primer pensador que tratara, en el contexto de una teoría pedagógica moderna, una necesidad de una educación corporal.
Asistimos en el siglo XVIII, al nacimiento de la educación física tal como la conocemos hoy. Un médico suizo, Santiago Ballexserd, sería el primero que utilizo la expresión " educación física ", en su "Disertación sobre la educación física del niño desde su nacimiento hasta la edad de su pubertad" (1762). El médico francés Nicolás Andry de Bois Regard (1658-1742) está considerado, como el padre fundador de la ortopedia (es el primero que emplea el término, en su obra La Ortopedia, publicada en 1741). El fin de esta especialidad es enderezar el cuerpo, fundándose sobre los principios de la biomecánica.

El siglo XIX - El cuerpo energético

El siglo XVIII fue también el de la invención de la máquina de vapor (Denis Papin, 1690; James Watt, 1763). Esta invención tiene una importancia que está más allá de la historia de la tecnología, porque se empleara una nueva metáfora que permitirá explicar el funcionamiento del cuerpo humano.
En efecto, para Santiago Gleyze, " los trabajos de Watt, concerniendo a las máquinas de vapor, son decisivos para tomar en serio una primera racionalización energética de los cuerpos inertes. Pero, son Laplace y Lavoisier quien, a finales del siglo XVIII, a través de la noción de calórico, noción muy próxima del primer principio de la termodinámica, permitirá el nacimiento de un nuevo pensamiento sobre el cuerpo. Éste va a hacerse, ejemplo del mundo industrial naciente, ante todo un sistema energético fundado sobre los relaciones entre combustible, carbono, oxígeno. Es decir, el carbón arde tanto en los altos hornos industriales como en los vientres de las máquinas de vapor y el interior opaco de los cuerpos humanos.
Progresivamente pasamos pues de una visión mecánica a una visión energética del cuerpo humano. Santiago Gleyze subraya con pertinencia que se asiste a una "interiorización", o más bien a un "internalisation" de las partes vinculadas al cuerpo: " la sola diferencia respecto a las tesis anteriores, se sitúa en la penetración por el sistema científico del interior energético invisible del cuerpo (aunque se puede reparar claramente en los efectos). Pasamos en este caso de una regularización de " lo que se ve " - el movimiento mecánico - a lo que "no se" "ve", el interior energético".

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada